Fallece el escritor Rafael Sánchez Ferlosio

¿Alfanhuí ha quedado huérfano? Su creador, el escritor Rafael Sánchez Ferlosio (1927-2019) ha fallecido el 1 de abril habiendo dejado en la historia literaria española mucho más que industrias, andanzas y ríos que evocar.

Fue autor de tres novelas y muchos más ensayos. De la primera, Industrias y andanzas de Alfanhuí (1951) dijo que era su mejor libro. Con la segunda El Jarama (1955), consiguió el premio Nadal en 1955 y el premio de la Crítica en 1957.

Fue Premio Nacional de Ensayo por el libro Vendrán más años malos y nos harán más ciegos, Premio Cervantes en 2004, Premio Nacional de las Letras Españolas en 2009 y Medalla de Oro al mérito en las Bellas Artes en 2015.

Y no, Alfanhuí no ha quedado huérfano si le siguen quedando lectores.

Y andando más tiempo todavía, vino el de la lluvia, que se puso a flagelar la pared donde ellos estaban colgados,y los empapaba bien y desteñía de sus pieles un zumillo, como de herrumbre verdinegra, que colaba en reguero por la pared hasta la tierra. Un niño puso un bote al pie de cada reguerillo, y al cabo de las lluvias había llenado los botes de aquel zumo y lo juntó todo en una palangana para ponerlo seco. Ya los lagartos habían desteñido todo lo suyo, y cuando volvieron los días de sol tan sólo se veían en la pared unos esqueletitos blancos, con la película fina y transparente, como las camisas de las culebras y que apenas destacaban del encalado. Pero el niño era más hermano de los lagartos que del gallo de la veleta, y un día que no hacía viento y el gallo no podía defenderse, subió al tejado y lo arrancó de allí y lo echó a la fragua, y empezó a mover el fuelle. El gallo chirriaba en los tizones como si hiciera viento y se fue poniendo rojo, amarillo, blanco. Cuando notó que empezaba a reblandecerse, se dobló y se abrazó con las fuerzas que le quedaban a un carbón grande, para no perderse del todo. El niño paró el fuelle y echó un cubo de agua sobre el fuego, que se apagó resoplando como un gato, y el gallo de veleta quedó asido para siempre al trozo de carbón“.

Puedes consultar sus obras en el catálogo de la Biblioteca.

Más información.